Suspenden todas las concesiones mineras que afectan la región sagrada de Wirikuta

wirikuta.jpg

En una decisión que sentará precedente porque se reconocen los derechos espirituales de un pueblo indígena, los wixárika (huicholes) obtuvieron de un tribunal de distrito de San Luis Potosí la suspensión de las concesiones mineras otorgadas a empresas canadienses y a Frisco en la región de Wirikuta, su zona sagrada, informaron representantes del Consejo Regional Wixárika por la Defensa de Wirikuta.

En conferencia de prensa explicaron que con esta resolución judicial se ordena que las cosas se mantengan como están, es decir, que las empresas no podrán realizar actividades de exploración ni explotación hasta en tanto se resuelva el fondo del asunto, ya que las autoridades no deberán dar ningún tipo de permiso.

El documento también señala quetodas las autoridades están obligadas a lograr una amplia protección sobre derechos fundamentales y en relación con los pueblos y comunidades indígenas se incluye la preservación de los elementos que constituyan su cultura e identidad.

Santos de la Cruz, del Frente en Defensa de Wirikuta, informó que el año pasado se dio la suspensión de 38 concesiones de la empresa First Majestic, de las cuales 22 estaban dentro del área sagrada de Wirikuta, y el pasado 2 de septiembre se admitió la ampliación de la demanda y se otorgó la suspensión a otras 40 concesiones del proyecto Universo, de la empresa Revolution Resources, y otras de un plan de Frisco, con lo cual todas las concesiones están suspendidas.

En conferencia de prensa explicó que son 98 mil hectáreas en las cuales se otorgaron las suspensiones, pero esto no significa que los proyectos estén cancelados, por lo que aún se evalúa si se recurre a instancias internacionales para defender los derechos del pueblo wixárika. El territorio sagrado de Wirikuta abarca alrededor de 140 mil hectáreas de los municipios de Catorce, Charcas, Matehuala, Villa de Ramos, Villa de Guadalupe y Villa de la Paz, en San Luis Potosí.

Seis representantes de cuatro comunidades wixárika de Jalisco y Durango participaron en la conferencia en la que se explicó que para proteger de manera integral del territorio sagrado de Wirikuta de las amenazas mineras y agroindustrial, el pueblo wixárika presentó una demanda de amparo ante el Poder Judicial de la Federación exigiendo el respeto a los derechos que el Estado mexicano se ha comprometido a proteger a escala nacional e internacional.

La resolución que dieron a conocer es resultado de este recurso jurídico y en ella también se señala que los derechos territoriales indígenas deben comprender no sólo las tierras en que los pueblos se establecen, sino también el hábitat y su entorno, lo que incluye la integridad de elementos naturales.

El territorio de Wirikuta para el pueblo Wixárika, señalaron,representa el lugar donde se encuentran las esencias de la vida y el nacimiento del Sol. Es un elemento indispensable de la cosmogonía e identidad cultural para la subsistencia y continuidad como pueblo originario.

Informo: Angélica Enciso L.

Fuente: La Jornada

Fotografía: Frente en defensa de Wirikuta

 

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

Código de verificación
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y para prevenir envíos automatizados de spam.
Image CAPTCHA
Enter the characters shown in the image.